Alineación del Atlas

El Atlas es la primera vértebra cervical, es por eso que también se la conoce como C1. Es el punto de unión entre la cabeza y la columna vertebral.

Todo el peso de la cabeza, unos 5,5 kg aproximadamente, recaen sobre el Atlas, en concreto sobre dos pequeñas carillas articulares. La vértebra C1 y los músculos suboccipitales están preparados para esta función, mantener el peso de la cabeza de manera estable y equilibrada. Los problemas relacionados con esta vértebra suelen aparecer cuando esta está desalineada y la cabeza no descansa de manera precisa en el lugar que le corresponde. Entonces, como con cualquier objeto, a medida que se van alejando de su eje de carga su peso tiende a aumentar.

Esto genera una serie de trastornos,
entre los que podemos destacar:

Ya que van a tener que hacer un trabajo extra al cumplir con su obligación de mantener la cabeza en su eje correcto, a pesar de la tendencia a irse del mismo por el mal apoyo de la cabeza sobre el Atlas. Esto genera contracturas y/o inflamación de ciertos músculos, originando dolor, además de que hace que los músculos ocupen un espacio que no les corresponde.

El cuerpo está preparado para que todo funcione, dejando espacio para los mismos. El problema es que, como hemos visto en el punto anterior, hay músculos que por inflamación ocupan un lugar que no les corresponde. Esto sucede también con el propio Atlas, que cuando está fuera de lugar, suele comprimir alguno de estos vasos o nervios, originando síntomas como la migraña, el dolor de cabeza o el vértigo.

Ya que la mayoría de las cadenas miofasciales se originan en la base del cráneo. Es frecuente observar en nuestro análisis postural, como muchos desequilibrios corporales (como por ejemplo un hombro más alto que otro, una pierna más larga que otra, una rotación de la pelvis, etc.) desparecen de manera permanente después de la alineación de la C1.

El peso recae más sobre un lado de las vértebras que sobre otro. Esto puede generar un desgaste mayor en un lado de las mismas que en otro. Por otro lado, esto se traduce en una presión extra sobre los discos de la columna vertebral, haciendo que estos se deshidraten o se produzcan protusiones o hernias discales.

En qué consiste la alineación del Atlas

La alineación del Atlas es un proceso que tiene como objetivo llevar esa vértebra a su posición correcta, previa comprobación de su desalineación.

Decimos que la vértebra C1 está alineada cuando los dos cóndilos occipitales coinciden con las dos carillas articulares del Atlas, estando justo en el centro de la base del cráneo. Esto hace que el peso de la cabeza se reparta de manera equilibrada y proporcional sobre todo el Atlas y por extensión sobre el resto de la columna vertebral.

¿Cómo se realizala alineación del Atlas?
La realineación del Atlas se realiza en varias fases:
Evaluación del paciente
En primer lugar, se rellena un cuestionario en el que se informa de varias cuestiones sobre el estado de salud, lo que permite valorar varios síntomas, en cuanto a su frecuencia e intensidad.

A continuación, tras una breve entrevista entre el técnico encargado de la realineación y el paciente, se valora la posición del Atlas. Si está desalineado, se continúa con el procedimiento.
Realización de pruebas y análisis
De ser así, se hace un análisis postural, haciendo fotos de todo el cuerpo desde diversos ángulos (por detrás, por delante y lateralmente). Esto permite valorar y analizar el estado del cuerpo en su conjunto, entendiendo las posibles compensaciones que está haciendo desde la desalineación. La persona no suele ser consciente, pero en este análisis, para sorpresa de muchos pacientes que lo desconocían, es frecuente ver un hombro más alto que otro, una rotación de la pelvis, una parte de la espalda más contraída que otra o una escoliosis en la columna vertebral.
Realización de la alineación del Atlas
El siguiente paso consiste en un masaje relajante que se realiza con los aparatos específicos para ello sobre la musculatura de la columna vertebral. Esta herramienta consigue una relajación muscular sin comparación con otros medios.

Ahora sí, una vez relajada y preparada la zona, se procede a realizar la alineación del Atlas. Se hace mediante los aparatos especiales para tal fin, que producen una vibración a una velocidad y frecuencia predeterminada. Con el aparato se van presionando zonas concretas para producir el desplazamiento y llevarlo hacia su posición correcta. Esto se hace sin movimientos bruscos, sin crujidos, acompañando a la vértebra hacia su posición y respetando completamente al cuerpo.
Comparativa y obtención de resultados
Al acabar, se vuelven a hacer fotos con el sistema de análisis postural, pasando a comparar el antes y el después. Es habitual que incluso nada más acabar ya se aprecien cambios sustanciales.
La alineación del Atlas es ideal para…
icon-dolor
Quien lleva años luchando con síntomas como la migraña, dolor de cabeza o vértigos y no encuentran solución.
icon-medicinas
Personas que quieren hacerse dueños de su propia salud sin estar a expensas de la ingesta de medicamentos.
icon-radiografia
Los que quieren ir al origen, no sólo conformarse con tratar el síntoma que les ha quitado calidad de vida.                                                                                          
Beneficios de la alineación

Alinear la vértebra C1 permite hacer una distribución de pesos equilibrada. Se ha podido comprobar con básculas que antes de la realineación del Atlas, el peso del cuerpo se reparte incluso un 60% sobre una pierna y un 40% sobre la otra, siendo del 50% después del tratamiento.

En relación al punto anterior, hay que decir que tiene influencia sobre la postura. Numerosos pacientes nos indican que van “mucho más estirados” después de haber pasado un tiempo con la realineación hecha.

También supone un aumento de la movilidad cervical, siendo muy palpable en casos de mucha rigidez o limitación en los movimientos de la cabeza y la columna cervical y del resto de la columna vertebral.

Esto tiene incidencia sobre el sistema circulatorio y sobre el sistema nervioso, sólo hay que observar el complejo vasculo-nervioso que pasa junto al Atlas.  A todo lo ya mencionado, hay que sumar que permite eliminar un exceso de tensión sobre la columna vertebral.

Una de las cosas más sorprendentes de sus beneficios, es que se consigue en UN SÓLO TRATAMIENTO. Muchos de nuestros pacientes se sorprenden de como se le eliminan sus síntomas en una sesión, cuando llevan años padeciéndolos.

Síntomas que mejoran gracias a la alineación

Muchos de los síntomas que a continuación se citan pueden desaparecer tras la alineación del Atlas…

Incompatibilidades

Hay que tener en cuenta que hay casos que son incompatibles para hacer la alineación del Atlas. Los enumeramos a continuación:

Sólo tiene sentido si los síntomas que sufre están asociados a la desalineación y hacen que tenga que tomar fármacos que le son perjudiciales.

Por implicación de las amígdalas cerebelosas.

Siendo este en un plazo inferior a 2 meses a la fecha de la realineación del Atlas.

Faltando parte del mismo o cuando hay malformaciones de la articulación atlanto-occipitoidea.

Siendo este en un plazo inferior a 9 meses a la fecha de la realineación.

Tipo Aldocumar y Sintrom.

Sobre todo a nivel cervical: cuerpos vertebrales soldados, uncoartrosis y osteofitos.

Deformidad de los cóndilos occipitales.

Asociado a la cápsula articular. Puede suceder tras un traumatismo.

Con válvula de drenaje en el cuello.

Implantes del tipo estimulador cardíaco o vagal.

Cuando las condiciones generales de salud son muy precarias, pues hace falta un mínimo de energía para acometer el proceso de regeneración posterior a la realineación.

Graves agudas o crónicas, por ejemplo de tipo autoinmune, en cáncer con metástasis ósea o enfermedades infecciosas graves (ej. tuberculosis).

¿Quieres aliviar tus síntomas para siempre?

El precio de la alineación de Atlas es de 250€. Este precio incluye una sesión de control que se realiza entre las 5 y las 8 semanas posteriores al tratamiento.

* El pago del tratamiento se realiza en la primera sesión.

¿Te ayudamos?